Los juegos que nos encontramos para Android suelen ser ambientados a jugar tu solo, o en su defecto en Internet gracias a que actualmente los móviles tienen facilidad para entrar a redes WiFi. Pero no es muy